GASTÓN JOYA & ROLANDO LUNA

Ángel Gastón Joya Perellada. Biografía.

Por la “la excelencia de sus resultados artísticos y sus consiguientes compromisos con los valores más atractivos de la cultura cubana como expresión de identidad nacional”, Gastón Joya recibió la Orden por la Cultura Nacional de Cuba (2017) . Con solo 31 años de edad se le considera un virtuoso del bajo, y el sucesor de Cachao, una de las leyendas musicales cubanas de todos los tiempos, quien fue su maestro.

Nacido en Guanabacoa, Ciudad de La Habana, proviene de una familia de artistas. Comenzó a tocar el piano cuando solo tenía cuatro años y a través de su padre, quien fue también bajista , aprendió el bajo eléctrico y el contrabajo. A los siete años ingresó al Conservatorio Elemental de Música “Guillermo Tomás” en la especialidad de violonchelo. Más tarde , al cumplir los nueve, empezó formalmente como alumno de contrabajo. Cuando terminó la especialidad (2005), se graduó con Diploma de Honor y Título de Oro del Instituto Superior de Arte de La Habana . Ese mismo año, a la edad de 18 inició un trabajo como primer contrabajista en la Orquesta Filarmónica del Gran Teatro de La Habana, donde aprendió todo el repertorio de ballet y ópera. Acompañó funciones del Ballet Nacional de Cuba, dirigido por Alicia Alonso y diferentes compañías de ópera.

Al mismo tiempo, Gastón era reconocido como uno de los mejores exponentes del
jazz local y la escena alternativa cubana. En 2006, participó en el concurso internacional para jóvenes músicos de jazz presidido por Chucho Valdés, donde Gastón ganó el primer lugar en la categoría de interpretación. Fue el primer contrabajista que recibió ese premio desde la creación del evento. Gracias a eso tuvo la oportunidad de grabar su primer álbum, bajo el sello Colibrí, fonograma “Gastón Joya”, que recibió los siguientes premios en el concurso Internacional Cubadisco: mejor álbum de jazz, Grabación y masterización y mejor álbum debut en el certamen.

Gastón Joya se convirtió rápidamente en la vanguardia de los bajistas cubanos y de los jóvenes jazzistas. De igual forma, su más reciente producción, el álbum Mama Ina, grabado bajo el sello Unicornio, recibió el premio Cubadisco (2018) como mejor álbum de jazz solista en la reciente edición de este certamen.

En 2010 fue contactado para trabajar junto a la leyenda de la música cubana Omara Portuondo y Buena Vista Social Club tanto en grabaciones como en giras por todo el mundo. Hasta hoy, todavía continúan colaborando juntos. A pesar de inclinarse hacia la tradición cubana en ese momento, nunca se separó de la música de cámara, así como tampoco lo hizo de producciones de música alternativa dentro y fuera de la Isla. Asi mismo, ha tenido la oportunidad de grabar y compartir varios escenarios con músicos extraordinarios como Leo Brower, guitarrista, compositor y director de orquesta, ganador de múltiples premios y un representante de vanguardia de la música contemporánea.

En 2011 recibió la llamada del maestro Chucho Valdés para formar parte de su banda
Afrocuban Messengers ,grabando el fonograma Border Free, nominado para el Premio Grammy en 2013. Después de este trabajo, Gastón comenzó una estrecha relación musical con el Maestro Chucho Valdés, recorriendo el mundo, conociendo y experimentando una parte fundamental de la historia del jazz cubano y el jazz latino. En 2016, fue invitado a ser miembro de un homenaje a la emblemática banda Irakere. Después de una larga gira mundial junto a ellos , Chucho decide grabar un álbum en vivo “Irakere40” con el que obtuvieron el Latin Grammy en 2017.